Llanto de Darielvis por su hijo en Trinidad recorrió el mundo

La lamentable noticia del menor deltano fallecido a manos de la Guardia Costera de Trinidad y Tobago, durante la madrugada del pasado domingo 6 de febrero, acaparó la atención de las cadenas informativas más importantes en todo el mundo.

Su madre, luego de la tragedia vivida y que también resultó afectada por el impacto de bala, pudo comunicarse con sus familiares a través de un mensaje de audio, que envió en medio de un llanto desesperado que ha recorrido las diferentes plataformas digitales.

“Prima, anoche nos agarró la costera y eso fue plomo y plomo, y me mataron al muchachito en mis manos, mi hijo quedo muerto, a mi hijo le explotaron la cabeza anoche prima, yo estoy tiroteada también”, decía la mamá del pequeño en el audio.

Por otro lado, la Guardia Costera de Trinidad y Tobago emitió un comunicado en el que explican que dispararon al motor de la embarcación en un intento de “detenerlos”, sin embargo, los migrantes –reseña el comunicado –habrían intentado embestirlos, por lo que los funcionarios actuaron en “defensa propia”.

Los mismos aseguran que utilizaron todos los métodos disponibles, incluido el uso del megáfono, la bocina del barco, el reflector y las bengalas, para tratar de detener la embarcación sospechosa.

Continuando con los protocolos utilizaron disparos de advertencia delante de la embarcación. Cuando el bote de migrantes venezolanos se detuvo, estos se percataron de que se encontraban personas ilegales a bordo, estaban escondidos y no los vieron antes. Además, detectaron a una mujer migrante ilegal que sostenía a un niño e indicaba que estaba sangrando. Se trataba del bebé, ya muerto.

La información que se maneja hasta la presente fecha, es que la mujer herida fue estabilizada y llevada a un centro de salud local.

Compartir contenido

Vamos a encontrarnos en Telegram https://t.me/Tanetanaedelta