Una parte del centro de Tucupita / Tanetanae.com.

Héroe sin capa, aunque con corazón: Katiuska Valderrey, de El Zamuro

Katiuska Valderrey, una madre de familia, ha estado ayudando a sus vecinos más necesitados.

 Ha colaborado constantemente con algunos niños y adultos de la comunidad El Zamuro, gracias a la remesa que recibe desde Trinidad y Tobago de parte de sus hijos que migraron a esa isla, hace tres años.

“Todos los días vienen niños a mi casa, como 4 o 3 niños a pedirme algo de comida. Ellos dicen que no han desayunado, a veces desayunan y no tienen para almorzar”, reveló la señora Valderrey.

Informó que también hay adultos que le piden alguna ayuda y ella les colabora con un kilo de arroz o de harina de maíz, dependiendo de lo que tenga en ese momento.

Al igual que ella, hay otros vecinos que también aportan su granito de arena y, cada vez que pueden, no dudan en ofrecerles un plato de comida a los pequeños que deambulan esa zona en busca de comida.

La señora Valderrey entiende la difícil situación por la que atraviesan esas familias que solicitan ayuda, ya que no poseen otros ingresos.

“Doy gracias a Dios, que por lo menos mis hijos me ayudan desde Trinidad y Tobago”, destacó la señora Katiuska, quien ahora también la conocemos como un héroe sin capa, aunque con corazón.

Compartir contenido

Vamos a encontrarnos en Telegram https://t.me/Tanetanaedelta