Batalla de Carabobo un gran evento

 Prof. José Cedeño | Fevefusa

Algunos espacios deportivos han estado carentes de actividades, dada la situación mundial de la pandemia Covid-19, pero en el caso del fútbol de salón se tomó la determinación de comenzar con las actividades competitivas, luego de un periodo de suspensión bajo recomendación de las autoridades correspondientes.

El reinicio y congregación de la gran familia del fútbol de salón, fue de 29 quintetos en el marco del Campeonato Nacional Batalla de Carabobo. El campeonato se jugó en las categorías primera femenino, primera masculino y master masculino, desde el 5 al 10 de julio del presente año. Dicho campeonato no sólo fue una fiesta deportiva, sino además para la camaradería de jugadores, dirigentes, y árbitros nacionales e internacionales.

La presencia de exdirectivos nacionales fue una muestra de la pasión que desborda el fútbol de salón en todos sus ámbitos, en el presente caso fue bien notable e importante que los directivos estuvieran presentes, asistieron Tulio Escalona, Carlos Briceño y Roberto Nuñez-Melgart dando brillo, realce e impulso a la disciplina y al evento.

La asociación de fútbol de salón del estado Carabobo, se lució en organización y atención para quienes la visitaron; la dirigencia carabobeña, cada vez que le ha correspondido ser organizadora de eventos nacionales, hace lo humanamente posible que los visitantes se sientan como en casa propia.

Lo de los árbitros fue de gran cartel, allá donde se inventó lo de los tres árbitros en cancha para cada juego a fin de garantizar un mejor espectáculo, de proteger al jugador, y que se cumpla con el reglamento, en ese lugar se retomó la práctica de los tres árbitros, y entre ellos estuvo el padre de la criatura y sus asistentes en dicho desarrollo, se trata del internacional Jorge Monserrat, quien puede detallar al dedillo cómo debe aplicarse la mecánica arbitral de los tres jueces y como sacar el mayor y mejor de los provechos. Desde el presente espacio muchos aplausos por esa decisión, y para los responsables de la misma. En algún momento lo veremos en el ámbito internacional, y alguien tendrá agradables suspiros por tan sabia decisión dentro del fútbol de salón venezolano.

Los campeones de cada categoría se impusieron de la mejor forma, en femenino las chicas del estado Zulia se llevaron el trapo campeonil; en primera masculino los titulados fueron del estado Apure, y en la categoría máster obtuvo el primer lugar la representación del estado Monagas. Otro de los acontecimientos, bien agradable por cierto, fue el reencuentro de los jugadores de la selección de Venezuela de distintos eventos y generaciones, hasta hubo representación de los campeones de México 1997.

Amigas y amigos lectores hasta la próxima oportunidad con el favor de Dios. Para contactos estoy en Facebook / José E. Cedeño Gonzalez (El hijo mayor de Otilia Gonzalez).

Compartir contenido

Vamos a encontrarnos en Telegram https://t.me/Tanetanaedelta